Riesgos de la inacción del Estado

Print Friendly, PDF & Email

3 de enero de 2011
Diario Clarín

Por Leandro Despouy

Las sospechas de corrupción durante la gestión de Ricardo Jaime y las investigaciones que viene llevando adelante la Justicia, han cobrado un nuevo impulso con la revelación de los miles de mails que muestran su cadena de contactos y múltiples negocios. Sin embargo, ya desde el año 2004 los informes que fueron elaborados por la Auditoría General de la Nación pusieron de relieve la pésima gestión realizada por el entonces titular de la Secretaria de Transporte y las graves y reiteradas irregularidades detectadas.

Pero lo que resulta más alarmante de todo esto es la inacción de quienes tienen a su cargo la administración del Estado, no obstante la gravedad de las observaciones y señalamientos realizadas por la AGN a lo largo de la gestión del ex funcionario.

Este comportamiento no solo se tradujo en una deficiente prestación del servicio sino que entrañó un creciente deterioro de la infraestructura en materia de transporte, un agravamiento en las condiciones de seguridad, todo ello con irreparables consecuencias para la economía del país y la calidad de vida de los ciudadanos, no obstante, las cuantiosas sumas asignadas al sector a través de subsidios de distribución discrecional, aportes del Tesoro, fondos fiduciarios y demás modalidades.

Insistimos: tomar en cuenta la opinión de los organismos de control resulta decisivo para evitar las consecuencias inexorables de un mal desempeño. Además, debe hacerse oportunamente, porque está probado que los tiempos de la política y los de la Justicia generalmente llegan tarde, como en este caso.

Fuente:

CLARIN-03ENE11-OPI-INACCION-ESTADO