Auditoría por los trenes

Print Friendly, PDF & Email

30 de mayo de 2015
jujuyalmomento.com

Los integrantes de la Auditoría General de la Nación (AGN) protagonizaron una polémica cuando los cuatro miembros kirchneristas bloquearon y modificaron un informe realizado por los tres integrantes radicales.

El informe había detectado irregularidades en la compra de material ferroviario chino para los trenes en el periodo 2004-2012.

El relevamiento cuestionaba el accionar de los ex secretarios de Transporte, Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi y los primeros meses del actual ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, quien asumió en junio de 2012.

Durante una reunión, la mayoría de la AGN integrada por los kirchneristas Vicente Brusca, Vilma Castillo, Francisco Fernández y Oscar Lamberto logró finalmente aprobar un relevamiento que modificó el texto original sobre la compra de material rodante Chino.

En declaraciones a DyN, el auditor Alejandro Nieva (UCR) aseguró que “lamentablemente el oficialismo ha cambiado todo el informe” realizado por los “equipos de las auditorías y supervisores” que advertía sobre la “falta de cumplimiento del proceso de contratación de trenes en base a los acuerdos con China”.

“El objetivo del oficialismo fue suavizar, lavar, relativizar las observaciones y justificar los incumplimientos atenuando las observaciones; dejan de hablar de incumplimientos y mencionan que hay demoras”, se quejó Nieva.

En un primer momento, la minoría de la AGN -que integran Nieva, Horacio Pernasetti y Leandro Despouy- había consensuado un informe que detectó, entre otras irregularidades, la falta de informes de factibilidad, la utilización generalizada de Órdenes de Pago sin Imputación Presupuestaria y la adquisición de 220 coches y 20 locomotoras para la ex línea San Martín sin establecerse con antelación un plan de explotación ferroviaria. Además, se advirtió que no hubo cotejo de precios con otras empresas.

“Los cuatro auditores del FpV aprobaron el informe que cambia sustancialmente las observaciones presentadas por los equipos de las auditorías que habían elaborado con la participación de todos, de los supervisores, había pasado por reuniones de asesores y en estas últimas dos semanas cambiaron radicalmente las observaciones”, alertó Nieva.

Se eliminó asimismo del informe la desaparición de expedientes vinculados a la tramitación de dos pagos realizados por la adquisición de los coches para la Línea A, señaló el diario Clarín.

Según comentó Nieva, se gastó un monto superior a “500 millones de dólares en material ferroviario” de las empresas chinas. “Se modificaron totalmente las conclusiones del informe”, alertó y agregó que “se hace hincapié en la modernización del sistema ferroviario trayendo como ejemplos líneas de ferrocarriles que no son auditadas”.

Fuente